EL CONUCO DECRETA...

EL CONUCO DECRETA...

FALSOS VETERINARIOS, LA NUEVA AMENAZA PARA LAS MASCOTAS


Personas que se hacen pasar como médicos veterinarios, se han convertido en una nueva amenaza para las mascotas. Autoridades advierten que incluso recaudan dinero a través de falsas fundaciones de apoyo a los animales abandonados.
El pasado 28 de abril, funcionarios de protección animal del Distrito de Bogotá, llegaron hasta la localidad de Suba tras recibir una denuncia sobre maltrato a dos perros.
Al llegar constataron el estado deplorable de los animales. Hace un mes no recibían alimento, solo agua. La persona que los tenía estaba haciendo un experimento argumentando ser un Médico Veterinario. El mismo día se hizo el procedimiento de llevarse a los animales.
Claudia Rodríguez, Médico Veterinario de la Oficina de Protección Animal asegura que a diario reciben todo tipo de denuncias sobre irregularidades en los servicios médicos hacia las mascotas.
“Aquí nos llegan, a la Oficina de Protección Animal, casos donde nos piden que visitemos lugares porque nos dicen que están haciendo procedimientos quirúrgicos”.
Y al llegar a los lugares denunciados han encontrado que se ofrecen procedimientos que pueden poner en riesgo a los animales.
“Por ejemplo la inyectología, la medicación y el tratamiento y llegamos a casos severos de procedimientos quirúrgicos como las esterilizaciones, que mucha gente, aún de los gremios animalistas lo pueden hacer”, afirma Rodríguez.
Las autoridades han encontrado que algunas personas, se están haciendo pasar como veterinarios sin tener la preparación suficiente.
“Han estado trabajando como asistentes de peluquería o han trabajado como ayudantes de veterinarios o muchos animalistas que han trabajado en la causa y han tenido contacto con los animales, más que decir que son médicos veterinarios, ejecutan acciones que sólo un médico veterinario está preparado para hacerlas”, agrega la funcionaria
El teniente David Niño, de la oficina encargada de la protección de mascotas de la Policía de Bogotá, señala que permanentemente se realizan jornadas de orientación a las personas para evitar riesgos en la atención hacia las mascotas.
“En lugares de asistencia masiva de personas con sus mascotas, les hacemos charlas orientadoras para que conozcan como es el debido cuidado de los animales y los riesgos a los que se enfrentan”, indica el oficial.
Sin embargo y a pesar de ejercer una profesión para la que no se prepararon, no hay una legislación extensa en contra de los falsos veterinarios. Las consecuencias de sus acciones si pueden ser castigadas.
“Si podría hacerse una denuncia por maltrato animal, hacerle seguimiento y hacer cerramiento pero cursa por la línea de maltrato animal”, puntualiza la médica Claudia Rodríguez.
Hace una semana la policía encontró en una casa del municipio de Pamplonita, en Norte de Santander, 20 gatos y 4 perros muertos. Los responsables, una supuesta fundación animalista que además prestaba servicios veterinarios. Las amenazas para los animales se mantienen, aseguran las autoridades, en la medida en que falsos veterinarios persistan en sus actuaciones.




TRABAJANDO CON ENERGIA

TRABAJANDO CON ENERGIA